El que mata por conducir ebrio tendrá penas de tres a seis años

Diputados sancionó el proyecto impulsado desde hace más de una década por la ONG Madres del Dolor. La ley que agrava las penas para los conductores que matan al volante fue aprobada este jueves por la Cámara de Diputados.


De esta forma, finalmente se sancionó el proyecto impulsado por la ONG Madres del Dolor, que desde hace doce años reclama castigos más severos para quienes protagonizan siniestros viales estando alcoholizados, manejan con exceso de velocidad o se escapan del lugar del accidente y abandonan a las víctimas.

La iniciativa, también conocida como "Ley vial", o "Ley de delitos viales", fue sancionada con 197 votos a favor, uno negativo y cuatro abstenciones. En la Argentina, según las estadísticas, 25 personas mueren cada día por siniestros viales. Con la nueva normativa, los conductores que produzcan la muerte de una o más personas tendrán penas de tres a seis años.

No será un delito excarcelable si se comprueba que manejaron con un grado de alcohol superior a un grado por litro, si dejaron a la víctima abandonada o si transitaban a un 30% más de la velocidad máxima permitida. En el caso de los choferes del transporte público, la pena se aplica si lo hacen con 0,5 gramos por litro.

Hasta ahora, la mayoría de los conductores que provocan estas tragedias terminaban en libertad, ya que la mayoría conseguía la calificación de delito culposo y, por lo general, las penas no superaban los tres años.

La ley, que llega a doce años de la creación de Madres del Dolor, estuvo cajoneada en el Senado y a punto de perder estado parlamentario.

Diputados le dio media sanción en mayo de este año.

La Cámara alta, por su parte, la aprobó a fines de noviembre pero con modificaciones, por lo que tuvo que volver a Diputados.

Hoy, para lograr que la ley se sancionara sin las modificaciones del Senado, en la Cámara baja se aprobó con los dos tercios de los diputados.

Así, se refrendó el artículo que establece la graduación alcohólica y el parámetro de exceso de velocidad, que en Senadores había quedado eliminado.

"Sé que esta Ley es la base, vamos a seguir adelante. A partir de ahora, el que atropella en estado de ebriedad o con exceso de velocidad, o que se escapa y deja tirada a la víctima en la calle, va a enfrentar un agravante", dijo en el Congreso Viviam Perrone, que fundó de Madres del Dolor hace doce años, luego de que su hijo muriera atropellado por un conductor que se escapó.


0 Comentarios
Publicado el 23/12/16


Radio WEB